Compras con propósito en 2021

El desafío.

 

En 2020 la pandemia de COVID-19 ha interrumpido la actividad económica global de forma extraordinaria, desenmascarando la falta de resiliencia en nuestras cadenas de suministro globales.

 

Asimismo, una gran dependencia del abastecimiento en proveedores únicos y concentrado en pocos países ha creado una escasez de productos o piezas para muchas organizaciones.

 

Por ejemplo, la industria farmacéutica tuvo dificultades para obtener los ingredientes activos de las vacunas y los medicamentos porque muchos tienen un único origen en China o India. Pero estos problemas se extienden mucho más allá de la industria farmacéutica y son mucho más importantes.

 

Los gerentes de Compras y Abastecimiento, y responsables de la Cadena de Suministro, deben adaptarse a la incertidumbre que nos impone una recesión económica, en un mundo que ha despertado no solo a los problemas de salud posteriores a la pandemia, sino también al legado social, económico y ambiental que ésta nos deja.

 

Por lo tanto, en 2021, los gerentes de Compras y Abastecimiento tendrán el desafío de garantizar la diversidad de proveedores: comprando a empresas con mayor diversidad y propósito.

 

La diversidad en Compras y Abastecimiento.

 

Buscar la diversidad de proveedores es la actividad proactiva para garantizar que todos los proveedores relevantes y potenciales tengan una oportunidad justa y equitativa de competir por negocios dentro de sus cadenas de suministro.

 

Las empresas más exitosas saben que al crear diversidad en sus cadenas de suministro pueden liberar el camino hacia la innovación y la agilidad.

 

El área de Compras y Abastecimiento de una organización desempeña un papel clave en la búsqueda de esta diversidad, creando el valor económico y moral que resultará de las oportunidades que brinda una base de suministro más flexible y creativa.

 

SAP apuesta por las compras con propósito y la selección de proveedores con políticas sostenibles.

 

 “Una vez asentada la ‘nueva normalidad’” tras los confinamientos de la población para frenar la expansión del coronavirus, “las empresas debemos pensar en el futuro, en cómo nos vamos a dirigir a nuestros clientes y sus empleados, pero también en qué supone para la cadena de suministro en su más amplio sentido”, ha explicado Claudio Muruzabal, presidente de SAP en el sur de Europa, Oriente Medio y África.

 

Asimismo, el director de SAP Ariba y SAP Fieldgass España, Ignacio Martínez, explica que la base de la estrategia de su compañía pasa por las compras con propósito. Esto es “una tendencia que emerge con fuerza entre las empresas de todo el mundo, poniendo el foco en el aspecto más humano de la función de compras”.

 

“SAP impulsa la incorporación de empresas sociales en su plataforma de compras SAP Ariba, a la vez que colabora a que las organizaciones de todo tipo puedan construir cadenas de suministro transparentes que segmenten a los proveedores por nivel de riesgo, tomando en consideración aspectos como los derechos humanos o el respeto al medioambiente”, detalla Martínez.

 

SAP brinda herramientas como SAP Ariba y SAP Fieldglass para el desarrollo de un futuro comercial sostenible. Estas tecnologías facilitan la cuidada selección de los proveedores, con una visión de sostenibilidad, inclusión y diversidad para conseguir un verdadero impacto social.